I Concurso Historias de la calle Fundación Escritura(s)

Convocatoria cerrada

397participaciones

I Concurso Historias de la calle

Ver bases
×

FALLO DEL JURADO

Acta del Jurado con los premiados y finalistas

Primer premio, dotado con 1000 euros, para Alfredo Darío Ruiz Martínez con “Pueblo negro”

Premio al lector más destacado, dotado con 250 euros, para Ramón García Pérez

Ver instrucciones y bases

UNA CALLE, UNA RONDA. UNA CASA, UN ÁRBOL 

Un cruce literario: El carrer de les Camèlies (Mercè Rodoreda) y Ronda del Guinardó (Juan Marsé). Y en la encrucijada, la casa. El número 49 de Camelias. Barrio de La Salud, Barcelona. La niña de la foto se asomó al mundo nueve días después de mudarse sus padres y vivió allí hasta 1962. Pero sus...

Tu puntuación:

238

911

El Bar "Indio" 

En  un  bar  se  cruzan  historias,  una  nos  registra  que  el  dueño  de  dicho  bar  se  le  conoce  como  el  indio,  sin  embargo  su  nombres  es  Juan  Diego,  Él  preparándose  el encuentro  Colocolo  versus  Universidad  de  chile.  El  mostrador  hecho  un  lustre,  remozado  para  tal  encuentro,  espera  con  ansias  a  las  personas  que  le  darán ...

Tu puntuación:

93

555

En el lugar equivocado… 

Monica Diaz

08/04/2016

Hoy subí feliz al transporte masivo de mi ciudad, a pesar de la concurrencia , los golpes y empujones, yo tenia claro que era un día más de vida que Dios me regalaba por lo tanto quería ser feliz, trate de ayudar a una mujer con muchos paquetes y me agradeció, luego tomo puesto a...

Tu puntuación:

95

262

Nombre de Mujer 

Eva Langue

08/04/2016

Soy mujer;la vibración de los pasos, las interminables construcciones y las riñas quebrantan mi silencio. Nada les pertenece, mi suelo ha saldado todas las deudas. Soy un Río pútrido, una noche fría, desguarnecida; soy crimen, soy miseria, soy ilusión dilapidada. Soy doce chozas que alojan ocho millones de errabundos. Soy un volcán abonado con los...

Tu puntuación:

177

553

El pez grande se come al chico. 

Ana Pacheco

08/04/2016

En el castizo barrio de Prosperidad, donde de pequeña jugaba en los solares sin construir y las mujeres iban con los rulos puestos en la cabeza a hacer la compra. Su calle de apenas 40 números tenía todo tipo de negocios. Su piso tenía mucha luz, y dos terrazas, una de ellas solía estar llena...

Tu puntuación:

100

281

La importancia de dar la talla 

Siempre acudo al mismo puesto a comprar mis sujetadores. Y es que nadie como él o bueno como ella, o como él-ella o como ella-él…Es lo que tiene la compleja definición de los lady-boys, como el ser o no ser de Shakespeare, pero siendo y a lo más llamativo y purpúreo posible. De toda la...

Tu puntuación:

106

345

HISTORIA DE UN PATIO 

En el portal donde vivía cuando era pequeña había un patio. Al entrar,  un cartel amenazante prohibía el paso a las personas ajenas a la comunidad. Siempre daba un poco de mal rollo leerlo al abrir la puerta. Era un patio grande con enormes bancos de piedra, desde donde se mezclaban conversaciones que se escapaban...

Tu puntuación:

147

917

EN UNA ESQUINA 

EN UNA ESQUINA   Mi destino está marcado por las esquinas. Recuerdo cuando me enamoré. Caminaba hacia el norte por la carrera 11, al dar vuelta por la calle 72, tropecé con una mujer de tez ligeramente acaramelada. —Disculpe, estaba distraída— dijo, sin dejar de sonreír. Mientras volteaba la cabeza para seguir su camino, miró...

Tu puntuación:

102

234

delírium trémens de una noche de verano 

“Alcohol may be man’s worst enemy, but the bible says love your  enemy.”                                                                               ― Frank Sinatra     ...

Tu puntuación:

144

265

La Calle Habitada 

Julia Fernández

07/04/2016

Mi calle es una calle. Es una calle porque no es un barrio. No es un barrio porque no hay comercios en los portales, ni bares, cafeterías o restaurantes cada diez metros. No veo olivos extremeños ni girasoles manchegos. No hay plataneros, ni mangueras de agua que te mojan los pies al amanecer. Crecen coches...

Tu puntuación:

115

270

Mañana voy a Evaristo 

    Llegué a Madrid con 13 años, cinco años antes de la muerte del dictador Franco.  Mis padres como muchos en aquélla época, procedían de zonas distintas al igual que sus padres y los padres de sus padres buscando en sus movimientos migratorios lo mismo que ahora: paz, trabajo y pan.  En ese zascandilear...

Tu puntuación:

114

278